UN HOTEL DE INSECTOS DE CINCO ESTRELLAS

Los participantes en las actividades de verano del programa Municipal Segovia Educa en Verde construyen un hotel de insectos para atraer insectos polinizadores.

El programa municipal Segovia Educa en Verde tiene programadas una serie de actividades de verano que se desarrollan semanalmente durante los meses de julio y agosto. La semana pasada los participantes, de edades comprendidas entre los 5 y 11 años, formaron parte del proyecto ¡Viva la Huerta!.

A lo largo de la semana se convirtieron en hortelanos y hortelanas plantando los cultivos de temporada en el Huerto Educativo presente en los Huertos Municipales  de la Huerta del Baño, además de realizar su propio mini-huerto que pudieron llevarse a casa. Visitaron el Jardín Botánico- Centro de la Biodiversidad Urbana, para descubrir las plantas medicinales y culinarias que allí crecen, los jardines hortícolas de San Millán y recorrieron los Huertos Municipales de la Hontanilla en el Valle del Clamores. Descubrieron los árboles que “acompañan” a las huertas para convertirlas en vergeles (frutales, higueras y saúcos) y elaboraron plaguicidas naturales.

hotel de insectosUna de las actividades que más llamó la atención de los participantes fue la construcción de un hotel de insectos. Un hotel de insectos es una estructura que ofrece refugio a los insectos polinizadores y depredadores de plagas. El objetivo de realizar hoteles de insectos es el de sensibilizar sobre los beneficios sociales y ecológicos de los insectos polinizadores y controladores de plagas y llamar la atención sobre el descenso alarmante de las poblaciones de insectos polinizadores como consecuencia de la falta de hábitat, el uso indiscriminado de plaguicidas y la contaminación atmosférica.

Los pequeños hortelanos, incorporaron al hotel astillas de madera, tocones de madera agujereados y rollos de cartón para configurar las diferentes habitaciones; la idea es ofrecer distintos tamaños de orificios para que los insectos puedan utilizarlo como refugio diario y de cría. Alrededor del hotel, se plantaron diferentes especies de flores a modo de restaurante con buffet libre para los insectos.

Este nuevo hotel se suma a la oferta hotelera para insectos de nuestra ciudad; hace unos meses los participantes en el curso municipal sobre Agricultura Ecológica organizado por la Concejalía de Medio Ambiente junto con la Unidad Especial de Jardinería, fabricaron otras plazas hoteleras en la Huerta de la Hontanilla en el Valle del Clamores.

Esta entrada fue publicada en Uncategorised. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*